Declaración de Bien Familiar.

Bienes Familiares

Abogados del Maule asesora a aquellos cónyuges que quieran proteger el bien inmueble (casa, departamento...) que sirva de residencia principal de la familia, a través de una constitución de un Bien Familiar. Además y si estás pensando en pedir una declaración de bien familiar, con el siguiente artículo pretendemos describirte la institución, su utilidad, en que consisten los bienes familiares, quien puede solicitar la declaración y en qué casos, y por último te contamos en que consiste el procedimiento judicial para hacerlo.

La institución de los bienes familiares fue creada con el propósito de asegurar a la familia un hogar físico estable, donde sus integrantes puedan desarrollar su vida con normalidad en forma independiente al régimen matrimonial que exista entre los cónyuges. Para solicitar la declaración de bienes familiares, es necesario un abogado que te patrocine y represente en juicio.

El código civil dispone en el inciso 1° del  artículo 141 lo siguiente: “El inmueble de propiedad de cualquiera de los cónyuges que sirva de residencia principal de la familia, y los muebles que la guarnecen, podrán ser declarados bienes familiares y se regirán por las normas de éste párrafo, cualquiera que sea el régimen de bienes del matrimonio.” La declaración de bien familiar la puede solicitar incluso el cónyuge no propietario y aún contra la oposición de este.

¿Quién puede solicitar la Declaración de Bien Familiar?.

 

Puede solicitar la declaración de bien familiar el cónyuge no propietario o ambos cónyuges, sobre el inmueble que sirve de residencia principal a la familia.

También pueden solicitar uno o ambos cónyuges por escritura pública, sobre los derechos y acciones que tengan en sociedades propietarias del inmueble que sea residencia principal de la familia.

¿Cuáles son los requisitos para pedir la declaración de Declaración de Bien Familiar?.

 

 1.- La existencia de un inmueble de propiedad de cualquiera de los cónyuges: sin importar el Régimen de Bienes del matrimonio, esto es, sociedad conyugal, separación de bienes o participación en los gananciales.

 2.- Que dicho inmueble sirva de residencia principal de la familia: Cuando uno de los cónyuges queda viviendo con los hijos, no hay mayor dificultar en entender que allí se encuentra "la familia". El problema surge cuando la familia se ha disgregado de forma que no aparece claramente reconocible dónde está o cuál es la familia, de entre dos o tres posibles "núcleos familiares"; cuando el matrimonio no tuvo hijos o si los tuvieron ya no viven con uno de los cónyuges; cuando el hijo que había falleció; cuando el vínculo matrimonial que había se disolvió y en otras circunstancias análogas, los Tribunales han debido pronunciarse, ya sea aceptando o rechazando, tanto la declaración como la desafectación de Bien Familiar. Dividiremos los pronunciamientos, para mayor orden, en dos clases: los que aceptan y declaran que el inmueble debe ser declarado o mantenido como Bien Familiar y los que consideran que el inmueble objeto de la presentación no debe ser declarado Bien Familiar o bien que si había sido afectado procede su desafectación.

¿Qué bienes pueden ser declarados bienes Familiares?.

 

Pueden ser declarados bienes familiares:

1. El inmueble de propiedad de uno o ambos cónyuges, que sirva de residencia principal a la familia.

2. Los bienes muebles que guarnezcan el hogar. Aquí se entiende que lo son el ajuar de la casa.

3. Los derechos y acciones que los cónyuges tengan en sociedades propietarias del inmueble que sea residencia principal de la familia.

¿Cómo se solicita la declaración de Bien Familiar?.

 

Si se trata de un inmueble de propiedad de cualquiera de los cónyuges y los bienes que la guarnecen, la solicitud se efectúa al juzgado de familia competente, el que citará a las partes a una audiencia preparatoria. Si en esta audiencia no existe oposición del demandado resolverá la petición en la misma audiencia, pero en caso que el Juez considere que faltan antecedentes citará a las partes a una audiencia de Juicio.

Pues vemos que el Juez puede resolver en forma inmediata la demanda de declaración de bien familiar, si el demandado no formula oposición a ella, si hay imposibilidad de éste a comparecer a la audiencia, o si hay oposición que no se funde en interés de la familia. En estas dos últimas situaciones el juez aplica lo que se denomina “autorización judicial subsidiaria”.

Respecto a los derechos y acciones que los cónyuges tengan en sociedades propietarias del inmueble que sea residencia principal de la familia, se efectuará en declaración hecha por cualquiera de los cónyuges contenida en una escritura pública. Si se trata de sociedades de personas, se anotará al margen de la inscripción social si la hay, y si es sociedad anónima, se inscribirá en el registro de accionistas.

 

¿Cúando se produce la declaración de Bien Familiar?.

 

Segun dispone nuestro Código Civil, la sola interposición de la demanda transformará “provisoriamente” en familiar el bien de que se trate. Por lo que no se requiere una sentencia para afectar como bien familiar los bienes, sino que la sola presentación de la demanda.

Esto se materializa con la resolución que el Juez dicte sobre la demanda, ordenando que se anote al margen de la inscripción respectiva del bien. Esta anotación se efectúa en el Conservador de Bienes Raíces de la ciudad en donde se encuentre el inmueble.

Respecto de los bienes muebles que guarnecen la propiedad, estos no se inscriben y se entienden afectados del mismo modo que los bienes inmuebles, cuando así se ha solicitado en la demanda.

Para el caso de que sea una sociedad la propietaria de inmueble que sirva de residencia principal a la familia, hay que diferenciar si se trata de sociedades de personas, la declaración se anotará al margen de la inscripción social si la hay, y si es sociedad anónima, la declaración se inscribirá en el registro de accionistas.

 

¿Cuales son los efectos de la declaración de Bien Familiar?.

 

La declaración de bien familiar no lo transforma en un bien inembargable, sino que solo limita la facultad de disposición de su propietario y otorga al cónyuge un beneficio de excusión con el objeto de que si el bien familiar es embargado se persiga el pago de la deuda en otros bienes del deudor.

Si se trata del inmueble que sirve de residencia principal a la familia y/o de los bienes muebles que la guarnecen, no se podrán gravar o enajenar, ni para celebrar contratos que concedan derechos personales de uso y goce, como el comodato o arrendamiento. Para poder celebrar algún contrato sobre estos bienes se requiere la autorización expresa y especifica del cónyuge no propietario.

En el caso que se trate de derechos y acciones que los cónyuges tengan en sociedades propietarias del inmueble que sea residencia principal de la familia, el cónyuge propietario no puede disponer voluntaria y libremente de ellos, sino con la autorización del cónyuge no propietario, siempre que los actos y contratos que deba hacer como socio o accionistas recaigan sobre el bien familiar.

 

¿Qué sucede si se grava o enagena un Bien Familiar?.

 

Si se grava o enajena un bien familiar, el acto es nulo relativamente y el tercero adquirente de  derechos sobre un inmueble que es bien familiar se entenderá que está de mala fe para los efectos de las acciones restitutorias que la declaración de nulidad origina. Esta presunción es de derecho (no admite prueba en contrario) y solo cabe respecto a la enajenación de inmuebles.


 

¿Pueden constituirse judicialmente a favor del cónyuge no propietario, derechos de usufructo, uso y habitación sobre el bien familiar?.

Sí, pueden constituirse y el juez lo hará teniendo en consideración el interés de los hijos cuando los haya y las fuerzas del patrimonio de los cónyuges.

Cuando se establezcan estos derechos, la sentencia que se pronuncie establecerá el plazo de duración, el que no podrá ser en ningún caso vitalicio. Estos derechos no afectarán los derechos de los acreedores que el cónyuge propietario tenía a la fecha de su constitución y no aprovechará a los acreedores del cónyuge no propietario tuviere en cualquier momento.

 

¿Cómo se desafecta un bien declarado familiar?.

 

El Bien Familiar puede ser desafectado de 3 formas:

1. Por acuerdo de los cónyuges, y si se refiere a inmuebles se hará por escritura pública anotada al margen de la inscripción respectiva.

2. Por resolución judicial, dictada en juicio iniciado por el cónyuge propietario contra el no propietario fundado en que el bien no está destinado a servir de residencia principal de la familia.

3. Y por resolución judicial, cuando el matrimonio ha terminado por nulidad, muerte de alguno de los cónyuges o por divorcio.

 

Comentarios sobre la Declaración de Bien Familiar.

 

1.- La declaración de Bien Familiar puede pedirse, cualquiera sea el régimen de bienes que medie entre los cónyuges

2.- La afectación como familiar de un bien requiere una declaración, sea con intervención de la justicia o mediante acto unilateral de uno de los cónyuges otorgado por escritura pública.

3.- La afectación es revocable por acuerdo de los cónyuges. De no haberlo, la desafectación sólo procederá por resolución judicial, cuando se acredite que los bienes ya no cumplen la finalidad que permitió la afectación.

4.- La calidad de Bien Familiar presupone la existencia de vínculo matrimonial. Usted debe estar casada (o casado) para pedir la declaración.

5.- El bien declarado Bien Familiar subsiste como tál después de la disolución del matrimonio, mientras el bien no sea expresamente desafectado.

6.- La calidad de  Bien Familiar  no altera el derecho de dominio, pero restringe o limita las facultades de administración y disposición.

7.- El Bien Familiar afectado por la declaración judicial no supone su inembargabilidad e inejecución, pero restringe la acción de los acreedores, pudiendo éstos ser obligados a ejecutar primero sus créditos en otros bienes del deudor.

 

Documentos requeridos para la Declaración de Bien Familiar.


1.- Certificado de matrimonio.

2.- Certificado de nacimiento de los hijos.

3.- Certificado de residencia del cónyuge y de los hijos.

4.- Certificado de dominio vigente de la propiedad y otros que acrediten la propiedad.


Bien Familiar 

Formulario de Contacto. (Clic para desplegar)

formulario de contacto abogadosdelmaule.com